Gerardo Franco.- La Comisión Disciplinaria de la Segunda División Profesional, luego de analizar los hechos acontecidos el pasado domingo al término del encuentro entre los ‘Freseros’ del Irapuato y el equipo AEM Futbol Club, determinó multar al equipo de casa con 500 salarios mínimos así como primer aviso de veto del Estadio Sergio León Chávez. Mientras que el jugador Luis Razo fue suspendido con un encuentro.

El día de ayer la Comisión Disciplinaria de la rama de la Segunda División Profesional emitió un comunicado en el cual señala que una vez analizados los hechos acontecidos en el partido del Club Irapuato Vs. AEM Futbol Club, jornada 7 del Torneo de Apertura 2016-2017, se determinó por consenso aplicarle al Club Irapuato una sanción consistente en una multa de 500 UMAs, de acuerdo a lo dispuesto en el artículo 51 cuarto párrafo del Reglamento de Sanciones de la Federación Mexicana de Futbol Asociación AC, así como un aviso de veto de la plaza.

Si la Comisión Disciplinaria identifica plenamente a los seguidores de un club determinado como los responsables de la conducta impropia que se haya presentado en un partido, podrá imponer una sanción al club del que se trate sin importar si se trata del club local o del visitante.

De esta manera la directiva azulgrana tendrá que pagar un total de 500 salarios mínimos, con lo cual se espera no se vuelvan a repetir los hechos como los sucedidos el pasado domingo, pues de lo contrario ahora si vendrá el veto.

Luis Razo suspendido un partido

Quien no podrá ver acción en el juego del próximo viernes ante Monarcas Morelia, será el delantero Luis Razo quien fue suspendido con un encuentro al ser reportado por el silbante por conducta violenta, de ahí que esta mañana el técnico Luis Alberto Padilla determinará que jugador habrá de ocupar el lugar del delantero fresero.